La penetración ilegal a los servidores de la División de Gobierno Digital (DGD) detectada el viernes pasado, obligó a la oficina dependiente de la Secretaría General de la Presidencia a entregar un informativo, este sábado, en el que reveló nuevos detalles del “ingreso ilícito” y confirmó que al menos no existe evidencia de un hackeo de información de las Claves Únicas.

Sin embargo, de acuerdo al análisis realizado por la DGD, se confirmó que información alojada en servidores administrados por la División sí se vio expuesta a terceros. “De hecho —añaden— el jueves 15 los atacantes divulgaron un archivo con información relativa a trámites digitales de algunos órganos de la administración de Estado”.

El informativo detalla, además que este contenido “está siendo aún objeto de análisis para determinar con precisión la naturaleza de la información y la gravedad de su alcance”.

Este antecedente fue puesto en manos de la Brigada de Delitos Cibernéticos de la Policía de Investigaciones y la Fiscalía.